Código Técnico de la Edificación

Código Técnico de la Edificación. Carácter prestacional

Hasta ahora, la normativa de la edificación en la mayoría de los países tradicionalmente ha sido de carácter prescriptivo (establece procedimientos aceptados o guías técnicas). Este tipo de códigos prescriptivos pueden suponer un impedimento a la innovación y al desarrollo tecnológico y representar barreras técnicas, por lo que no son aceptables en el contexto internacional.

El Código Técnico de la Edificación (CTE) es un reglamento basado en prestaciones, que define un conjunto de exigencias básicas de calidad que deben cumplir los edificios par satisfacer los requisitos básicos establecidos en la Ley de Ordenación de la Edificación (LOE). Dichas exigencias tienen carácter genérico, son independientes del tipo de material, producto o sistema constructivo, y se concretan en función de las condiciones específicas del edificio: su ubicación, orientación, condiciones geométricas, etc.

En consecuencia, resulta necesario conocer las prestaciones de los diferentes elementos o sistemas constructivos para facilitar al proyectista el desarrollo del proyecto, y por todo ello se justifica el desarrollo del presente Catálogo de Elementos Constructivos (CEC).

En resumen, el CTE permite definir el edificio en término de prestaciones (“proyecto prestacional”), mientras que el Catálogo posibilita la definición concreta de los distintos elementos y sistemas constructivos del edificio, facilitando el desarrollo del “proyecto constructivo”.

Código Técnico de la Edificación. Exigencias Básicas

La primera (Parte I) contiene las disposiciones y condiciones generales de aplicación del CTE y las exigencias básicas que deben cumplir los edificios.  Las exigencias básicas son aquellas que deben cumplirse en el proyecto, la construcción, el mantenimiento y la conservación de los edificios y sus instalaciones para alcanzar las prestaciones que satisfagan los requisitos básicos de la LOE.

Descargar código técnico de la edificación. Parte 1

Código Técnico de la Edificación. Documentos Básicos

La segunda parte del CTE está formada por los denominados Documentos Básicos, en adelante DB, para el cumplimiento de las exigencias básicas del CTE. Estos Documentos, basados en el conocimiento consolidado de las distintas técnicas constructivas, se actualizarán en función de los avances técnicos y las demandas sociales y se aprobarán reglamentariamente.

Los DB contienen:

a) La caracterización de las exigencias básicas y su cuantificación, en la medida en que el desarrollo científico y técnico de la edificación lo permite, mediante el establecimiento de los niveles o valores límite de las prestaciones de los edificios o sus partes, entendidas dichas prestaciones como el conjunto de características cualitativas o cuantitativas del edificio, identificables objetivamente, que determinan su aptitud para cumplir las exigencias básicas correspondientes; y

b) Unos procedimientos cuya utilización acredita el cumplimiento de aquellas exigencias básicas, concretados en forma de métodos de verificación o soluciones sancionadas por la práctica. También podrán contener remisión o referencia a instrucciones, reglamentos u otras normas técnicas a los efectos de especificación y control de los materiales, métodos de ensayo y datos o procedimientos de cálculo, que deberán ser tenidos en cuenta en la redacción del proyecto del edificio y su construcción.

Se han desarrollado seis DB, uno para cada uno de los requisitos básicos de seguridad y habitabilidad. El DB de Seguridad Estructural se subdivide en otros Documentos de carácter especifico que tratan diferentes tecnologías.

Catálogo de elementos constructivos

El Código Técnico de la Edificación (CTE) es un reglamento basado en prestaciones, que define un conjunto de exigencias básicas de calidad que deben cumplir los edificios par satisfacer los requisitos básicos establecidos en la Ley de Ordenación de la Edificación (LOE). Dichas exigencias tienen carácter genérico, son independientes del tipo de material, producto o sistema constructivo, y se concretan en función de las condiciones específicas del edificio: su ubicación, orientación, condiciones geométricas, etc.

En consecuencia, resulta necesario conocer las prestaciones de los diferentes elementos o sistemas constructivos para facilitar al proyectista el desarrollo del proyecto, y por todo ello se justifica el desarrollo del presente Catálogo de Elementos Constructivos (CEC).

En resumen, el CTE permite definir el edificio en término de prestaciones (“proyecto prestacional”), mientras que el Catálogo posibilita la definición concreta de los distintos elementos y sistemas constructivos del edificio, facilitando el desarrollo del “proyecto constructivo”.